¿Qué puedo decir sobre abuelos y abuelas que no sepas ya? Abuelos eran y son aquellos seres fascinantes capaces de aguantarnos efervescentes de actividad incluso mejor que nuestros padres, aquellos que nunca estaban cansados para nosotros, aquellos que siempre escondían alimentos prohibidos en su despensa, que nos malcriaron, que nos pusieron tiritas y besos en las rodillas destrozadas, que nos enseñaron las cosas importantes de la vida, que nos educaron a base de atención y cariño, que nos lo perdonaban todo, con los que establecimos una conexión que traspasó generaciones, modas y tecnología. Ellos y ellas, que siempre estuvieron, que nos aguantaron y nos distrajeron como pudieron todo el verano, que nos explicaban historias que nos hacían reír o nos encogían el alma. Qué poco al final sabemos de ellos y cuánto sabían ellos de ti…

Puede que nunca tuvieras la gran suerte de conocerlos, puede que lo hicieras pero ya no estén aquí o puede que seas afortunado/a y sigan acompañándote en este momento. Sea como sea, sean tus abuelos y abuelas u otras personas, todos y todas tienen algo en común: La cámara los adora 😉 ¿Te preguntas por qué? Por que la esencia de la fotografía es contar historias, y si algo tienen las personas mayores es eso, historias a cientos, a miles, tras sus espaldas, historias de largas vidas, de cientos de sonrisas, carcajadas, ceños fruncidos y lágrimas. Historia reflejada en cada una de las arrugas de su piel, en cada una de sus cicatrices y en lo profundo de su mirada.

Eyes of wisdom

Conoce su historia… :

Si tienes personas mayores cerca, probablemente conocerás su historia, o por lo menos parte de ella. Te será más fácil así explicar tu historia a través de la propia de la persona a la que vas a retratar. Si no es así, si quieres hacer retratos de personas mayores que no conoces, te recomiendo que conozcas su historia (o parte de ella) primero. Por varios motivos:

  • Son más fascinantes de lo que puedas llegar a imaginar 😉
  • Romperás el hielo, tanto si eres tú el/la que se siente incómodo/a como si es la persona que quieres retratar la que se siente cortada.
  • Te harás una idea de cómo es la persona (coqueta, reservada, solitaria, alegre, desinhibida, etcétera) y en base a eso podrás pensar en una posible imagen u otra.

Si te tomas tu tiempo, si te “molestas” en ganarte su confianza, si les das algo de ti, ellos y ellas te regalarán magníficas imágenes. Así que baja la cámara, tómate tu tiempo, y huye de los robados. Los retratos son infinitamente mejores si les dedicas tiempo, atención y ganas; mucho mejores si la persona te regala la imagen que si se la “robas”, así que, siempre que puedas, sumérgete un poco en su vida.

Ahora bien, ¿Cómo cuento una historia?

Una vez decidas qué quieres explicar de esa persona en concreto, sea conocida o desconocida, las historias se explican con todo lo que dispongas a tu alrededor, desde la iluminación, al color, a la ausencia de él, a objetos cotidianos, a gestos y encuadres. Todo, absolutamente todo lo que decidas estará explicando una cosa u otra, así que presta atención a todos los elementos de tu imagen.

Iluminación:

En cualquier fotografía y, especialmente en retratos, la luz es el elemento indispensable. Sólo con la luz puedes explicar mil historias, puedes hablar de si esa persona es tierna o fuerte, misteriosa o clara, alegre o triste. Aprenderte los esquemas de iluminación básicos para retratos te ayudará a explicar tu historia; iluminación lateral, frontal, cenital, o trasera, luces suaves o duras… Son muy sencillos, y además, una vez los conozcas y los practiques, te serán útiles tanto para luz natural como para luz artificial.

  • Texturas: Especialmente cuando fotografías personas mayores, las texturas en sus rostros son casi una historia en sí misma. Si te interesa resaltarlas, juega con el contraste y con una buena iluminación lateral, que acentuará las texturas del rostro.
  • No olvides aprovechar la luz natural siempre que puedas. Las mejores horas del día siguen siendo atardeceres y amaneceres. Si tomas fotografías en interiores, prueba a acercarte a una ventana como fuente de luz, te encantarán los resultados 😉

Detalles:

Aunque es lo más evidente, un retrato no siempre debe ser un rostro. En una persona mayor, cada una de sus partes refleja el paso de la historia. Puedes explicar mil cosas a través de detalles. A través de una mano con un anillo, de una mano que agarra con fuerza un bastón, o unos ojos de mirada penetrante rodeados del paso del tiempo… Busca detalles que hablen por sí solos, que contengan fuerza y simbolismo, y tendrás un estupendo retrato también 🙂

4856133666_084af4448d_z

Retrata detalles

Actividades y momentos cotidianos:

Si te has dedicado a profundizar un poco en ellos, probablemente dispondrás de información tan valiosa como: ¿Es coqueta esa persona? Prueba a fotografiarla arreglándose ante un espejo, la corbata, el carmín, poniéndose joyas o afeitándose con esmero. ¿Es alegre? Retrátala riendo, contenta, espontánea. ¿Le gusta cocinar? Pues con las manos en la masa ¿Se siente sola? Intenta entonces reflejar su soledad, hazla pequeña en un gran encuadre, o aprovecha el espacio negativo para reflejar sus sentimientos.

Fotografiar a alguien en una actividad, te ayudará a explicar parte de su historia y, a la vez, hará que si no tienes demasiada confianza, la persona se sienta más cómoda y menos pendiente de tu cámara.

9906531893_0d69f179c8_z

Situaciones y objetos cotidianos para explicar historias y “romper el hielo”

Tipo de plano:

Hay muchas formas de situar a una persona dentro de un encuadre. Al hacerlo de una u otra forma, estás también diciendo muchas cosas respecto a ella. Por ejemplo, cuanto más cerca estés del sujeto más importancia cobra este y mayor grado de intimidad se refleja en la imagen. Además te permitirá captar los detalles del rostro de forma nítida, la mirada, la expresión…. A medida que te alejas, el fondo va, progresivamente, proporcionando información, por eso es muy importante controlar los elementos del fondo para que te ayuden a explicar tu historia.

  • Utiliza planos más cercanos para retratos más íntimos y con más detalle del rostro.
  • Utiliza planos más alejados para proporcionar información “extra” del entorno.
  • Controla los elementos que rodean a tu protagonista; estos deben aportar información relacionada con él o ella y no distraer la atención del sujeto principal. Si el fondo no aporta nada al retrato, acércate más y elimínalo; llena el encuadre.
  • Enfoca siempre a los ojos: Si no lo haces, que sea porque has tomado la decisión de forma consciente, pero no por un despiste 😉
  • Practica tanto en vertical como en horizontal: Solemos inclinarnos siempre por formatos horizontales porque es nuestra forma habitual de observar, pero el formato vertical tiene muchas posibilidades, entre ellas, te permite aislar la persona del fondo y centrar la atención en ella en momentos en los que el fondo no es interesante.
12243870446_4f24d7e2a9_z

Planos más abiertos para añadir información relevante del fondo

Emociones:

Las mejores imágenes son aquellas capaces de transmitir emoción, bien porque la persona esté en ese momento transmitiendo una emoción a través de su lenguaje corporal (llorando, riendo, pensativa) o bien porque tú consigas transmitirla en tu imagen a través de diferentes técnicas como por ejemplo la fotografía en clave alta o baja, el punto de vista, la perspectiva, el color, el blanco y negro, etcétera. Si consigues aunar la técnica con lo que esa persona inspira, tendrás una emocionante y magnífica fotografía.

¿Blanco y negro o color?:

No hay una regla para utilizar ni uno ni otro, porque no siempre una imagen que funciona en blanco y negro, lo hace en color y viceversa, por varios motivos:

  • Blanco y negro: El blanco y negro es el gran atemporal. Es capaz de detener el tiempo de transmitirnos la sensación, la posibilidad de que esa imagen sea de hoy o de hace 50 años. También es más onírico (no vemos en blanco y negro) y formal, ya que al despojar a la imagen de color, cobran más importancia la composición y el tema.
  • Color: Si la imagen se sostiene gracias al color; si el color en esa imagen ofrece una composición, una historia o un discurso en sí mismo, es difícil que la imagen funcione igual de bien en blanco y negro. Por ejemplo, imagina a una anciana india envuelta en un colorido sari con un cielo deslumbrantemente azul de fondo, con joyas doradas y el rostro oscuro… ¿Cómo crees que funcionará mejor esta imagen?

Ambos (color y blanco y negro) son igualmente válidos para retratar a personas mayores, dependerá del sentido que le quieras otorgar a tu imagen, y de si la imagen funciona mejor en color o blanco y negro. Para saber si una imagen quedará mejor en uno u otro formato, hay que aprender a visualizarla; a imaginarla, antes de apretar el obturador.

2816971584_0cd13cf303_b

Las imágenes que funcionan en color, no tienen por qué hacerlo en blanco y negro y a la inversa

Relaciones:

Las relaciones que establecen las personas mayores son como las de cualquier otra persona, pero con una gran diferencia: La longevidad. Muchas de ellas son tan duraderas, tan antiguas y fuertes que han conseguido traspasar los límites de nuestra imaginación. ¿Te imaginas de aquí a unos años diciendo, “Te presento a fulano o mengano; somos amigos desde hace 65 años”?

  • Amigos y amigas: Retratar a personas mayores en un entorno de actividad con amigos y amigas, te proporcionará imágenes llenas de autenticidad y espontaneidad. Busca el permiso del grupo, y acompáñalos en las actividades que suelen hacer juntos. Juegos de mesa, al aire libre, reunidos charlando en un bar o en el gimnasio 😉
8596259704_d8d5b115b0_z

Relaciones: Fotografiar amistades

 

  • Parejas: Las relaciones de pareja entre dos personas mayores, pueden contar casi por si solas, una gran historia. Hablan de confianza, de paciencia y de trabajo infinito, y por supuesto de un amor capaz de superar barreras que probablemente nos parecen a día de hoy, por lo menos complicadas. Fotografiar momentos en los que una pareja de ancianos se da la mano, o un abrazo, conversan, se miran a través de la mesa… Es una oportunidad mágica y además muy fotogénica 😉
9263226922_9fae5173e9_z

Relaciones: Parejas

3937474049_edf9348ea5_z

Relaciones: Parejas

 

  • Familiares: Las relaciones con familiares, son otro importante momento en el que podrás captar imágenes fabulosas. Suelen ser momentos multigeneracionales, hijos, hermanas, abuelos, abuelas y lo mejor: nietos 😉 Sólo alguien que lo haya vivido sabrá cómo enloquecen los abuelos y las abuelas con los nietos/as. A pesar de los años que les separan, de la vitalidad de unos y el cansancio de otros, un nieto o nieta es capaz de revolucionar su mundo a una escala increíble. Así que si tienes la oportunidad de juntar en una imagen esas dos generaciones y eres capaz de transmitir la complicidad, el entendimiento y la adoración que se tienen mutuamente, tendrás una gran imagen. Una imagen llena de contrastes, de afinidad, de vitalidad y la oportunidad de retratar un momento único.
5650515679_dbd68f9e17_z

Retrata diferentes generaciones juntas

14656614004_62bd38a2a7_z

Abuelos, abuelas, nietas y nietos

Tópicos:

Hay muchos tópicos asociados a las personas mayores. En algunos casos son ciertos y en otros no, por supuesto depende de cada persona. Puedes aprovecharlos o huir de ellos, puedes utilizar alguno de ellos como un símbolo universal o darle la vuelta y mostrar todo lo contrario. Puedes hablar de soledad, de todo el saber que acumulan, de sus despistes, de cansancio, tristeza y melancolía, o puedes hablar de vitalidad, de sentido del humor, de ganas de vivir, de juegos, de aventuras, y locuras. Todo eso y mucho más forma parte del mundo de cualquier persona, pero en las personas mayores parece que todo se vive más intensamente 😉

 

Contraste (situaciones):

En general, las personas mayores tienen un gran sentido del humor, por lo que retratarlas de forma divertida es una opción válida y muy interesante. Buscar situaciones que contrasten, bien porque estén presumiblemente “reservadas” a personas más jóvenes, o al lado de algo que los resalte por oposición, puede proporcionarte imágenes divertidas, espontáneas y tiernas. Por ejemplo, mira la imagen del “punk” y la mujer. La forma en que están sentados, la forma de mirarse, la grandeza de uno y la pequeñez de la otra… Se basa en el contraste entre las dos personas, y consigue una imagen divertida a la par que tierna.

384957711_ad86ee405a_b

Contraste y sentido del humor

Lo que puede llegar a transmitir una persona mayor, lo conozcas o no, sea un ser querido o una persona que te encuentras de modo casual en un viaje, en la calle, o en un asilo de ancianos, lo que esos rostros son capaces de transmitir, es asombroso. Toda una vida llena de historia, experiencias, buenas y malas, pérdidas, ganancias, amores y desamores. Ellos y ellas son claros ganadores en todos los campos de la vida. Y tienen aún mucho que enseñar a aquél que los quiera escuchar. No por nada llegaron hasta aquí (y lo que les queda). Tomar conciencia de su importancia, darles un papel protagonista en nuestras vidas, preservarlos, escuchar su historia y aprender de ellos, es una oportunidad a nuestro alcance. Y por supuesto, retratarlos y preservarlos a través de tus imágenes es casi una obligación 😉 Así que no dudes en hacerlo, disfrutarás tanto haciéndolo como estando cerca de ellos.

Y ya sabes, si te ha gustado y te ha sido de utilidad, compártelo, nos harás felices 🙂 . ¡Muchas gracias!.

Tu Guía de Iniciación en el Mundo del Retrato

16 Respuestas

  1. Ximena

    Me encantó el artículo!!!!! Me sentí totalmente conectada, pues adoro los abuelos, me encanta escuchar sus historias, trabajo con ellos ayudando a mejorar su audición y ahora que estoy buceando en la fotografía no dudo que sus arrugas serán parte de mi historia!! Gracias por tus consejos, abrazos

    Responder
  2. ESTHER

    HOLA EQUIPO!! antes de nada enhorabuena por el blog, genial y muy completo en cualquiera de los aspectos.
    me gustaría haceros una consulta: actualmente tengo una nikonp90 ( bridge) estoy contenta con los resultados, pero se me queda corta en cuanto hay poca luz, y si subo el ISO el resultado es fatal, demasiado ruido. Necesito comprarme una nueva cámara que cubra muchas situaciones que con la otra ya no puedo. me gustaría usarla sobre todo para retratos, estudios , y exteriores ( tambien con poca luz) sobre todo la quiero para sacar personas en cualquier situación. Qué me aconsejais? estoy hecha un lio, si fuese canon mejor.
    muchas gracias! saludos!

    Responder
  3. Guillermo

    Mario, llevo dos días desde que encontré este blog y estoy fascinado con los temas y consejos. Estoy empezando con esto de la fotografía como hobby…Muchas gracias y saludos desde Monterrey México.

    Responder
  4. Dante

    Hola, la introducción de este artículo es increíble. Me hizo recordar tanto a mi abuelo que yo quería tanto, que se me llenaron de lágrimas los ojos. En verdad fotografiar a estas joyas es toda una experiencia. Desde hace tiempo vengo haciendo fotos a mi padre, para documentar su hermosa vida y regalársela a mi hijo, quién al igual que yo lo adora. Estupendos consejos, que me ayudarán a obtener mejores resultados. Muchas gracias.

    Responder
  5. pedr

    me encanto el articulo,esta muy bonito y me hace recordar a mis abuelas ya fallecidas
    la explicacion y las fotos estan bien detalladas..gracias

    Responder
  6. Vanessa

    Muchas gracias por tu articulo, mañana haré unos retratos a mi abuela de 100 años y esto me ayudo bastante… excelentes fotografias

    Responder
  7. Fredi Oliver

    Una vez más disfrutamos de la la calidad de un artículo de Alexa. El mismo está, como siempre, lleno de buenos consejos técnicos que demuestran mucho conocimiento, pero sobre todo mucha pasión. Alexa es una fotógrafa apasionada, o una persona apasionada que fotografía. Creo que con este artículo ha conseguido algo increíble como es presentarnos fotos realizadas “con sus palabras” y que además, son fotos diferentes para cada uno de nosotros, consiguiendo emocionarnos a todos, ya sea porque seamos nietos, o por ser abuelos.
    En todo caso gracias por tan excelente artículo. Estoy seguro de que tus abuelos estarán orgullosos de ti.

    Responder
      • Daniela De Blois

        Alexa, te felicito por este bello escrito tan lleno de profesionalismo y a la vez tan enternecedor. He visto tus trabajos y considero que tienes un gran talento y sensibilidad. Te auguro una carrera llena de éxitos. Quisiera tener los conocimientos y experiencia para poder fotografiar a mi abuelito de 100 años, quien está lleno de vida y feliz. Ahora con tu artículo, trataré de poner en práctica tus sabio consejos y poder plasmar sus caritas y expresiones para la posteridad. Un fuerte abrazo!

  8. ANTONIO

    FELICIDADES, un gran reportaje, y muy didáctico, todos los que alguna vez tuvimos abuelos pudimos disfrutar de ellos sin poder fotografiarlos, con este articulo nos acercas un poco mas hacia ellos y sus distintas formas de poder hacer una gran fotografía

    Responder
  9. Rosario

    Gracias por compartir un precioso escrito de los abuelos, que lindo es leer y ver tanto amor por su trabajo, ¡¡muchas felicidades!! Las fotografías son hermosas.

    Responder
  10. Noel

    Imposible que los ojos no se llenen de lágrimas leyendo el articulo, me encanto!!! Todo lo encuentro en el blog, y llegue a este articulo porque esta tarde le voy a sacar unas fotos al papá de un amigo de 100 años, con su nietita de 7 años. Todo loque en el comentan es de gran ayuda.
    Mil gracias!!!

    Responder

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.