Fotografía cortesía de Miha Jan Strehovec, Ionut Coman Photographer, Annie Spratt, Ben Blennerhassett bajo licencia Creative Commons.

Domina la fotografía réflex en modo manual con el Método 7×7

Uno de los métodos de aprendizaje que siempre he recomendado a fotógrafos principiantes que desean aprender a fotografiar en modo manual es el método 7×7. El otro día caí en la cuenta de que nunca había mencionado este método de manera pública aquí en el blog.

A estas alturas todo el mundo sabe que, en fotografía, no hay que limitarse a leer consejos y a acumular teoría sin más. El aprendizaje verdadero sólo empieza en el momento en que pones la mano sobre la cámara. El problema es que el concepto de practicar es muy vago, muy abstracto. El fotógrafo principiante sabe que debe practicar, pero ¿cuánto..? ¿cómo..? ¿hasta qué punto…?

Te presento el Método 7×7

Decidí llamarlo así por simplificar, creo que es más fácil de recordar con número que llamándolo de cualquier otra manera.

Este método está concebido principalmente para personas que se inician en fotografía réflex por primera vez, y sobre todo, para aquellos que desean adentrarse en el fascinante mundo de la fotografía en modo manual.

Mano sosteniendo cámara con vista de pantalla LCD en Manual

El modo manual tiene su teoría y sus reglas que debes conocer, pero a partir de ahí, ¿cómo transformas esa teoría y esos pasos en fotos? ¿cómo puedes alcanzar ese nivel de aprendizaje en el que puedas hacer fotos en modo manual de manera casi inconsciente, prácticamente sin pararte a pensar mucho cada ajuste y cada elemento de la configuración?

Ahí es donde entra en juego el método 7×7. ¿En qué consiste?

La idea de este método es que cojas tu cámara de fotos réflex, recién estrenada, que coloques el dial de modos en la M (de modo «Manual»), y que te dediques a practicar 7 fotografías, diariamente, durante 7 días ininterrumpidos.

No se trata de realizar 7 disparos, sino de practicar 7 temáticas fotográficas. A lo mejor estarás un rato fotografiando tu mascota como primera fotografía, y ahí estarás tomando varias fotos, experimentando con los ajustes del modo manual y probando varios disparos. Posteriormente pasas a un segundo tema fotográfico, y así hasta llevar 7 temas fotográficos diferentes.

Al día siguiente otra vez modo manual, y 7 temas fotográficos. Y sí, puedes repetir alguno de los temas de días anteriores si hace falta.

¿Por qué el Método 7×7 funciona?

Como ves, la premisa principal del método es la práctica. El ser humano siempre ha podido mejorar sus habilidades con la práctica. En todos los ámbitos de la vida (trabajo, deporte, arte, etc.) los que más lejos han ido son los que más tiempo han dedicado a practicar su pasión. Con la fotografía no iba a ser distinto.

Pero como decía al principio, la idea de practicar puede sonar algo «abstracta». El Método 7×7 le da cuerpo y forma. Cuando sigues este método, sabes lo que tienes que hacer, cuántas veces lo tienes que hacer y durante cuánto tiempo. Es mucho más fácil avanzar cuando tienes algo concreto hacia lo que caminar.

Mujer joven sosteniendo cámara mientras sonríe

Otros beneficios del Método 7×7

Además de darte una dirección concreta hacia la cual avanzar, este método te permite trabajar otras facetas como la persistencia. Es frecuente que una persona se compre un equipo réflex con intención de iniciarse en la fotografía, y que a los dos días deje su cámara abandonada por sentirse agobiada o perdida. Con el Método 7×7 coges carrerilla y cuando te quieres dar cuenta, ya estás echando el vuelo. Es evidente que, pasados los 7 días iniciales, todavía puedes acabar dejando la fotografía si quieres, pero por lo menos no será una decisión precipitada generada por el agobio inicial.

Otra de las ventajas de este método es que te obliga de algún modo a variar tu temática fotográfica. Un error común que constato en fotógrafos principiantes es que salen a la calle, con la cámara recién desempaquetada, caminan por la calle cámara en mano mirando a su alrededor a ver si se les ocurre algo que fotografiar. Improvisación total. No señor, así no debe sería.

Chico haciendo una foto

Naturalmente no hay nada de malo en hacer fotografía improvisada, pero al principio necesitas aprender y para eso es fundamental disponer de una variedad temática ya previamente definida. No puedes supeditarlo todo a un «ya veré qué se me ocurre cuando salga a la calle», porque en ese caso disparas un par de fotos a una flor y algún retrato robado a un viandante, y a partir de ahí te empiezas a quedar sin ideas. Con el Método 7×7 te sientas de antemano a anotar las 7 fotografías con las que te gustaría volver a casa. Así no tienes pérdida.

¿Más ventajas? Sí. El Método 7×7 te da visibilidad sobre tus progresos. Gracias a este método puedes disponer de un historial con tus fotografías correspondientes a cada uno de tus primeros 7 días con la cámara. Pasados unos días, podrás echar la vista hacia atrás y revisar tus resultados, para comprobar de manera tangible los progresos que estás consiguiendo.

Otras consideraciones

El Método 7×7 no es un píldora mágica. Su filosofía consiste en «aprender haciendo», pero para que funcione necesitas conocer una mínima cantidad de «teoría». Necesitas haber oído hablar, aunque fuera de lejos, de los principios básicos de la fotografía en modo manual (que explicamos en infinidad de artículos aquí en el blog, o en el libro La Magia de Fotografiar en Modo Manual). Necesitas conocer los tres ajustes principales sobre los que gira toda la fotografía réflex (si eres nuevo, créeme, sólo necesitas conocer esos 3 ajustes, lo demás es coser y cantar). Aquí una explicación sencilla de uno de estos 3 ajustes:

En otras palabras, si en la vida has cogido una cámara réflex, si no sabes nada pero nada nada, absolutamente nada de fotografía en modo manual, no deberías levantarte un buen día, coger la cámara y empezar a practicar el Método 7×7. Necesitas ese dosis mínima de conocimientos previos que te mencionaba. Créeme, es una dosis hiper-pequeña, dos o tres conceptos que debes tener en cuenta y ya estarías listo para empezar a practicar con el Método 7×7.

chica con cámara en mano de espaldas y a contraluz

Nota: Si todavía te falta esa dosis quizás nuestro libro Tus Primeros Pasos en Fotografía Réflex sea un buen punto de partida. Si ya eres Lector VIP, te interesará echar un vistazo al libro de La Magia de Fotografiar en Modo Manual.

Pasados los 7 días iniciales, siempre tendrás los contenidos de Blog del Fotógrafo para seguir avanzando y creciendo como fotógrafo. Así que espero verte con nosotros por aquí durante mucho tiempo.

Feliz fotografía.

eBook Modo Manual

Fundador

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *