Atardecer, el momento mágico en el que la luz se desvanece para dejar caer la oscuridad. Los edificios se vuelven naranjas antes de convertirse en paneles de luciérnagas y el cielo se recrea exhibiendo infinitas tonalidades, comenzando por las cálidas que dejan paso a las azules y violetas que abrigan la noche. De la hora dorada a la hora azul y de la hora azul a la oscuridad total, cuando las ciudades duermen y sueñan con un nuevo día. De la jornada laboral al espacio íntimo y personal de la familia, los amigos, el ocio… Ese momento en el que las mentes se relajan y se dejan llevar por la calidez del ambiente antes de refugiarse en el hogar, cuando el sol te planta cara antes de decirte hasta mañana… El atardecer es ese instante en el que el sol envuelve las ciudades en papel de oro para regalárselas a la luna.

Por todo esto, podemos decir que los atardeceres en la ciudad también son realmente bellos y dignos de fotografiar. No es necesario buscar un precioso paisaje para capturar su puesta de sol, irte a la montaña o a la playa, sólo necesitas saber cómo fotografiar el atardecer en tu ciudad. Para ello, hoy viajamos a través de una galería de atardeceres en ciudades como inspiración.

1. Busca los reflejos

El atardecer es un momento perfecto para fotografiar el cielo reflejado en agua. Si tu ciudad tiene río, mar, un gran estanque, o incluso charcos formados por la lluvia, aprovecha este momento para capturar el reflejo dorado o anaranjado y consigue que el cielo tenga una continuidad más allá del horizonte, o mejor dicho más «acá» 😉 .

Londres
Londres
Ciudad de las Artes y las Ciencias en Valencia
Ciudad de las Artes y las Ciencias en Valencia
Hoi An, Vietnam
Hoi An, Vietnam

Otra buena opción es que el reflejo del cielo se acompañe de un monumento como ocurre en esta imagen del Templo de Debod, en Madrid, donde hay unos atardeceres espectaculares.

Luz del Nilo, Madrid
Luz del Nilo, Madrid

2. Retrata las fiestas

Sólo con la silueta, el autor de esta imagen ha logrado transmitir el espíritu festivo de ese día en la ciudad de Sevilla. Un precioso contraluz en el que el sol se cuela a través del famoso puente de Triana. Puedes retratar, como aquí, símbolos o iconos de la fiesta o elementos decorativos como banderillas o farolillos, o incluso las siluetas de trajes típicos.

Atardecer desde Marqués de Contadero, Sevilla
Atardecer desde Marqués de Contadero, Sevilla

En la siguiente imagen también se ha fotografiado una fiesta. En esta ocasión ha sido en la hora azul, ese momento en el que el sol ya ha desaparecido pero aún queda algo de claridad y las luces brillan más que nunca para hacerle compañía al lucero y a la luna en un cielo que está a punto de inundarse de estrellas.

Barcelona
Barcelona

3. Deja que el cielo «enmarque» las estatuas

La puesta de sol te puede regalar un precioso e inigualable fondo para las estatuas o esculturas de tu ciudad. Cambia la perspectiva y en lugar de retratar estas figuras con un edificio (no necesariamente digno de fotografiar) dispara con el decorado del atardecer. Puede ser, además, un buen recurso si tu objetivo no te permite una apertura amplia para desenfocar el fondo y este es «molesto».

Tomislav, King of Croatia
Tomislav, King of Croatia

4. Dispara las «joyas» en el momento que más relucen

Toda ciudad dispone de alguna «joya». Es cierto que no todas las ciudades disponen de una maravilla como ésta, pero seguro que tienen alguna (o varias) de la que presumir. ¡¿Y qué mejor momento para inmortalizarlas con tu cámara que cuando el sol les regala ese color dorado que las hacer relucir más que nunca?!

Atardecer sobre La Alhambra
Atardecer sobre La Alhambra

5. Súbete alto

La panorámica que ofrecen los tejados de muchas ciudades es todo un espectáculo, pero para ello no puedes quedarte a nivel de calzada. Aprovecha las azoteas de los edificios más altos y muestra esa parte de tu localidad que difícilmente pueden apreciar los transeúntes en una hora en la que la vista está compuesta por un conjunto de arquitectura bañada por el mismo tono cromático.

Roma
Roma

6. Súbete más alto aun

¿Hay alguna colina cerca? ¿Algún mirador? Si dispones de algún lugar que ofrezca una panorámica de toda la urbe, no dudes en hacerte con tu cámara de fotos en la puesta de sol y subirte a lo más alto para capturar toda su inmensidad bajo un precioso manto anaranjado.

Daniel Mendoza_México
Daniel Mendoza_México

La siguiente imagen está realizada desde un rascacielos, en concreto el Empire State. Las vistas son increíbles y el momento en el que la franja anaranjada divide el cielo y la tierra, separa lo divino de lo terrenal y da paso a la noche, es realmente único.

Manhattan desde el Empire State Building
Manhattan desde el Empire State Building

7. Busca el cielo entre el caos

Entre la vorágine arquitectónica, el tráfico y otros elementos metropolitanos, puedes encontrar pedacitos de cielo que contrastan con el cemento, el asfalto, los cables y las antenas parabólicas. Ese contraste puede ser realmente maravilloso en la hora del atardecer. ¿Te lo vas a perder? 😉

Lombard St. at San Francisco
Lombard St. at San Francisco

8. Destaca las siluetas arquitectónicas

Seguro que hay algún edificio en tu ciudad que reconocerías sólo por su silueta. Y las mejores siluetas se obtienen durante el amanecer o el atardecer, por eso te recomiento que aproveches esta hora para perfilar tus elementos arquitectónicos favoritos.

Atardecer en El Pilar
Atardecer en El Pilar

9. Ve a los parques

En los parques siempre puedes encontrar alguna entrañable «estampa», una historia que contar, un atardecer entre vegetación…

Western Promenade
Western Promenade

10. Practica la fotografía callejera

Si no sabes a qué me refiero, o no te suena el término «Street Photography», no dejes de leer este artículo, porque el atardecer es también un momento perfecto para este estilo de fotografía. Si no me crees, observa estos dos ejemplos de imágenes realizadas en la «hora dorada» de Praga.

La hora dorada en Praga
La hora dorada en Praga
Praga
Praga

11. ¿Que tu ciudad tiene playa?!!!

Pues no te limites a fotografiar la puesta de sol en el mar. La playa en sí misma, su movimiento, su vida al atardecer es un motivo realmente digno de capturar. Si no crees que puedes conseguir una bella imagen de la playa con edificios al fondo y/o un montón de gente, no tienes nada más que observar la siguiente imagen para convencerte de lo contrario.

Ipanema
Ipanema

12. Fotografía los puentes…

…sus vistas y sus historias. Hay quien tiene debilidad por los puentes, tal vez tú no seas de este grupo, pero estoy segura de que al ver estas dos imágenes te darás cuenta de cuánto puede ganar un puente al atardecer. ¿A que ya estás pensando en ese puente que hay en tu ciudad? 😉

Sant´Angelo Bridge
Sant´Angelo Bridge
Victory Place, Moscow
Victory Place, Moscow

 13. «Love is in the air…»

Imagino que ya sabrás de sobra lo romántica que resulta la puesta de sol, ¿verdad? Canciones, películas, novelas, publicidad… se encargan de recordárnoslo cada día. Y es cierto, es un momento ideal para el romanticismo y para las fotografías de parejas. Y lo mejor de todo, no es necesario tener modelos. Date una vuelta por la ciudad, seguro que tienes alguna historia que contar como la de la siguiente imagen.

Blackfriars Bridge_Londres
Blackfriars Bridge_Londres

Ya dispones de algunos consejos y de un montón de ejemplos inspiradores. E insisto, inspiradores, para que te inspiren, no para que los copies tal cual. Aunque en este caso es muy difícil, por dos motivos, uno porque no hay dos atardeceres iguales y dos, porque para copiar alguno, como no sea que vivas en esa ciudad… complicado lo tienes 😉 Pero estas imágenes seguro que te han servido para comprobar que nó solo se pueden capturar bellos atardeceres en el mar o en el campo. La ciudad también esconde mágicas puestas de sol. ¿A qué esperas para retratarlas?

Gracias una vez más por llegar hasta el final. Si te ha gustado te agradecería que lo compartieras para que otros puedan también disfrutar de estos maravillosos atardeceres de ciudad. ¡Hasta la próxima!

Fotografía de Paisajes