Fotografía cortesía de Jacob Owens, Roman Trifonov bajo licencia Creative Commons.

16 Consejos Para Comprar un Objetivo de Segunda Mano

Algunos objetivos tienen un precio tan prohibitivo que sólo unos pocos se los pueden costear. Pero que no te frene el dinero de hacerte con ese objetivo con el que tanto sueñas, ya que una manera alternativa y muy práctica de conseguirlo sería comprarlo de segunda mano. Sí, hay todo un mundo alternativo de segunda mano donde se vende y se compra de todo, donde se negocian precios, se consiguen auténticas gangas pero donde también se tima a muchos. En su momento vimos una serie de consejos para comprar una cámara de segunda mano y hoy le toca el turno al objetivo que le acompañará 🙂

Si en tu orden de prioridades no puedes afrontar el pago de un objetivo nuevo para tu cámara réflex, tal vez sea el momento de que consideres echar un vistazo a lo que hay de segunda mano. La oferta es amplia, muy muy amplia, y en ocasiones te puede deparar alguna sorpresa agradable, como un precio irrisorio o un objetivo que ya no se fabrique en la actualidad. Veamos en qué debes fijarte, aunque más adelante veremos cada uno de los puntos en detalle.

  1. Apariencia física
  2. Cristales
  3. Botones del objetivo
  4. Controles de enfoque y distancia focal
  5. Acoplamiento
  6. Diafragma
  7. Calidad de enfoque
  8. Calidad de las fotos
  9. Accesorios
  10. Objetivos de terceros
  11. Precio
  12. Devoluciones
  13. Confianza
  14. Método de pago seguro
  15. Garantía
  16. Compatibilidad

Consejos para comprar tu próximo objetivo de segunda mano

Eso sí, un objetivo es algo en lo que fácilmente nos pueden engañar, así que ni se te ocurra lanzarte a la compra de uno de segunda mano sin tener en cuenta la siguiente serie de consejos.

1. Apariencia física

Asegúrate de que el objetivo no tenga arañazos ni ralladuras en su cuerpo. Un simple arañazo exterior puede deberse en el fondo a una fuerte caída o golpe así que cuidado.

2. Cristales

Observa los cristales exteriores del objetivo y verifica que éstos tengan una superficie homogénea y que no tengan rasguños ni polvo alguno.

Cristales del objetivo

3. Botones del objetivo

Los objetivos llevan botones cuyas funciones son vitales y que no hay que subestimar. Verifica si los botones de cambio de enfoque manual/enfoque automático, estabilizador de imagen, etc., funcionan correctamente.

4. Controles de enfoque y distancia focal

Prueba los controles de enfoque y de distancia focal, tienen que girar suavemente pero tampoco que estén desgastados y muy sueltos. También fíjate en si producen algún ruido extraño a la hora de girar.

5. Acoplamiento

Asegúrate de que el objetivo se acople correctamente con el cuerpo de tu cámara sin que tengas que forzar mucho.

6. Diafragma

Comprueba que la apertura del diafragma se pueda controlar correctamente (desde la cámara).

7. Calidad de enfoque

Verifica si el enfoque efectivamente enfoca y desenfoca correctamente. Si llevas la cámara contigo verifica si el enfoque automático responde a los puntos de enfoque de tu cámara. Asegúrate de que el objetivo enfoque automática y manualmente.

8. Calidad de las fotos

Lleva tu cámara contigo y haz varias pruebas con distintos ajustes y en distintas condiciones. Luego verifica las fotos. Idealmente las deberías visualizar en la pantalla de un ordenador para así poder detectar cualquier pequeña mancha o punto extraño, pero si no tienes el ordenador contigo intenta igualmente visualizarlas en la pantalla de la cámara usando la función «aumentar».

9. Accesorios

Que no te vendan un objetivo sin tapa, a menos que te lo compensen con un precio muy atractivo.

Objetivo Fuji con tapa y parasol

10. Objetivos de terceros

Por norma general los objetivos de segunda mano de fabricantes terceros (como Sigma y Tamron) pierden valor con el uso y su precio de segunda mano llega habitualmente a la mitad de lo que costaban nuevos. En cambio un objetivo de Nikkor o Canon por muy usado que esté rara vez bajará su precio a la mitad. Tenlo en cuenta a la hora de comprar. Importantísimo intentar averiguar el precio «nuevo» del objetivo que nos venden para así saber cuánto dinero nos ahorramos.

12. Regatea el precio

Dependiendo del país y de la tienda donde estés intentando realizar la compra puede que te sea posible regatear el precio, sobre todo si el vendedor es un particular.

13. Devoluciones

Pregunta si tienes posibilidad de devolver el objetivo en caso de que no te funcione o no te convenza.

14. Confianza

Solo hay dos maneras correctas de comprar un objetivo de segunda mano: comprar de un vendedor conocido o con reputación (por ejemplo vendedores en Amazon o eBay con miles de votos positivos) o comprar de un sitio donde te permitan probar el objetivo libremente antes de comprarlo.

15. Método de pago seguro

Si vas a comprar por Internet intenta, siempre que puedas, utilizar un método de pago seguro (como Paypal). Evita los pagos por envío de dinero (tipo WesternUnion) porque no ofrecen ninguna garantía. Paypal en cambio ofrece servicios de intermediación y arbitraje.

16. Con garantía

Los objetivos de segunda mano también pueden tener garantía. Muchas tiendas ofrecen pequeños períodos de garantía (de 6 a 12 meses). Infórmate al respecto.

17. Compatibilidad

Verifica la compatibilidad del objetivo con tu cámara. Obvio.

No se me ocurren más consejos.. ¿Conoces algún consejo más que quieras compartir con los lectores del blog? Cuenta cuenta..

Nota: Si te ha gustado este artículo difúndelo entre tus amigos por favor 😉