Entrevista a Un Gurú: Jose Díaz

Nuestro Gurú del mes nos visita desde la ciudad de la luz, desde la tierra de Picasso: Málaga.

Jose Díaz
Jose Díaz

Jose Díaz es fotógrafo profesional especializado en fotografía de bodas y retrato, y dirige un polifacético estudio de fotografía y diseño.
Tras leer la entrevista comprobaréis que no exagero cuando digo que Jose Díaz es el ejemplo más vivo de la pasión y del aprendizaje autodidacta. Para mí Jose es también un ejemplo de generosidad y de altruismo, pues no es fácil que un fotógrafo profesional acceda a contarte sus comienzos, sus aprendizajes, sus errores y su filosofía, cosa que nuestro invitado de hoy ha querido compartir desinteresadamente con todos nosotros.

Sin más dilación os dejo con la entrevista:

Jose: Hola, saludos a todos los lectores de Blog del Fotógrafo y muchas gracias a Mario por contactar conmigo e interesarse en realizarme la entrevista. Para los que no me conozcan soy Jose Díaz y soy fotógrafo especializado en boda y retrato, y me encanta mi trabajo. Dirijo un estudio fotográfico en Málaga donde se realizan también otros tipos de fotografía, publicidad, moda, etc. Espero que os resulten interesantes mis respuestas a las preguntas de Mario.

Editor: Háblanos de tus comienzos Jose, ¿qué te llevó a esta profesión? ¿En qué momento decidiste que querías dedicarte a la fotografía profesional?¿Recuerdas haber tenido muchas dificultades?

Jose: Tengo dos comienzos en la fotografía, a nivel aficionado y a nivel profesional.
A nivel aficionado empecé en la escuela de arte. Estudiando diseño gráfico tuve que comprar una cámara réflex para la asignatura de fotografía, el descubrir todo lo que una réflex podía hacer y todo lo que me había perdido con mis pequeñas cámaras compactas supuso toda una revolución para mí, aquí tenía 20 años, (mi primera réflex fue una F65 de Nikon). Tras realizar algunos trabajitos con mi pequeña F65 pronto descubrí que me apasionaba la fotografía, cada día descubría algo nuevo, probaba fotografiando paisajes, animales, coches, edificios, deportes…

Ya que la fotografía se había convertido en mi pasión, 4 años después decidí hacer de mi hobby mi profesión. Los comienzos para mí fueron duros, decidí montar una tienda de fotografía donde vender equipos fotográficos y aprovechar el local para crear un pequeño estudio en la parte trasera y poder hacer algunas fotos. Fue duro porque empecé desde cero, mis conocimientos de fotografía eran amplios pero a la vez muy básicos para ser fotógrafo profesional y aunque realicé cursos de gestión empresarial y marketing tampoco tenía toda la experiencia necesaria para crear un negocio de la nada, aun así empecé primero con una tienda que me mantuviese cerca de la fotografía para que a la vez de seguir aprendiendo me permita conseguir ingresos para mantenerme, no era lo que yo realmente quería, perdía mucho tiempo con proveedores y buscando marcas y productos por encargo y me estaba alejando de lo que realmente me gustaba, fotografiar. Con el tiempo el estudio fue cobrando mayor importancia y cada vez era la zona que más se usaba de la tienda, algunos años después ya no vendíamos material fotográfico y la tienda se convirtió en estudio.

En este camino las principales dificultades fueron provocadas por mi inexperiencia, no supe relacionarme e introducirme en el mundo de la fotografía y darme a conocer, y tampoco encontré o vi compañeros de profesión que realizasen un trabajo como yo quería hacerlo, mi error fué buscar sólo en mi localidad, si volviese atrás habría comenzado trabajando como ayudante para algún fotógrafo que me gustase su trabajo. Lo más complicado fue identificarme con mi propio estilo de trabajo y darlo a conocer para captar clientes que buscasen ese tipo de trabajo o esa filosofía de reportaje. Un ejemplo muy claro de esto es que al principio yo realizaba todo tipo de reportajes, según lo que me pidieran, y ése fue un gran error, podemos pensar que si somos fotógrafos podemos hacer cualquier trabajo con cualquier estilo, pero eso no es así, con el tiempo te vas dando cuenta de qué tipo de trabajo te gusta más o con cuál disfrutas más. Ahora son los clientes los que tienen que identificarse con mi estilo y cuando me buscan o contactan a través de la web ya han visto lo que puedo ofrecer y ya lo conocen, lo que no fue siempre así, ya que cuando comencé no tenía ninguna influencia externa ni ningún punto de partida y sobre todo tenía que hacer trabajos para conseguir mi sostento, en esa época dominaba mi faceta empresarial, jeje.

Cielos, pensando ahora en el pasado, podría escribir un libro de errores a evitar a la hora de montar tu propio negocio de fotografía o tomar la decisión de ser fotógrafo profesional.

Editor: Es muy interesante, y sin duda tu experiencia le será de utilidad a más de uno de nuestros lectores que en fondo guardan un deseo de llegar algún día a convertirse en fotógrafos profesionales.
Volviendo a la actualidad, y siendo tu especialidad la fotografía de boda, cuéntanos cómo te preparas para un reportaje de este tipo.

Jose: La clave para triunfar haciendo un trabajo es la especialización, como ya has dicho mi especialidad es el reportaje de boda y el retrato. Los demás trabajos de fotografía se realizan a través del estudio por profesionales especializados en cada sector.
Un reportaje de boda para mí es un evento de mucha responsabilidad donde suceden acontecimientos que no están nunca bajo nuestro control y que no se pueden volver a repetir, por eso la realización de un reportaje de boda según nuestra filosofía y forma de trabajo lleva un proceso muy largo de preparación. Pero si nos centramos en los días previos a la boda, los preparativos van desde cuidar la dieta, sí, la dieta, pues imaginaos que el día anterior a la boda tomo una comida que me siente mal y el día de la boda no esté en condiciones de realizar las fotos, espero que nunca me ocurra, hasta tener equipo fotográfico por duplicado para prevenir posibles fallos, o preparar las rutas que realizaremos el día de la boda. También cuidamos mucho el material y lo mantenemos al día, somos dos personas las que realizamos el reportaje con equipo fotográfico completo cada uno y otro de repuesto.

Si nos vamos un poco más atrás en el tiempo, algo muy importante para mí es realizar una sesión de fotos previa a la boda, para conocer a la pareja y romper un poco el hielo, no es lo mismo que me presente el día de la boda como el fotógrafo que me conozcan ya por Jose y por mi trabajo vivido en primera persona. Para mí es muy gratificante que mis clientes se terminen convirtiendo en mis amigos y llegar a la boda y que la familia me comente las fotos de la preboda y lo mucho que les gustaron.

Editor: A modo de Anecdota ¿has tenido alguna vez una pareja insatisfecha con tu trabajo? Mientras preparas tu reportaje ¿haces algo para prevenir caer en una situación tan desagradable como ésa?

Jose: Afortunadamente o más bien por mi sistema de trabajo, nunca tuve ninguna pareja insatisfecha, pero por supuesto no podemos comparar la satisfacción de los clientes de ahora con la de hace 3 años, mi trabajo ha evolucionado muchísimo en ese tiempo y eso se nota. Como anécdota puedo contar que alguna abuelita se haya quedado sin la típica pose de novios que buscaba para su nieta, pero claro quien me busca por mi estilo son los novios.

Editor: Tratándose de parejas normales y corrientes que en un principio no se dedican al mundo de la fotografía y de la imagen ¿encuentras alguna dificultad para comunicar tus ideas, poses, etc.?

Jose: Esta pregunta es fácil. No. Pero la voy a explicar un poquito.
Mi trabajo el día de la boda consiste en contar lo que pasa, es decir me limito a plasmar cada instante de ese gran día, además de mi interpretación de cada momento, es decir soy yo quien se encarga de buscar los ángulos, los encuadres… y dobre todo no perderme ninguna expresión o gesto espontáneo, obviamente cada boda es diferente. Pero para responder a la pregunta os contaré un poco cómo hacemos una sesión pos-boda, donde sí buscamos más la pose y las localizaciones con más libertad artística. En esta sesión cuando intento buscar una determinada pose o gesto y es difícil encontrarla simplemente pasamos a otra situación o acción, la clave es que la pareja siempre se sienta cómoda y natural. Como has mencionado en la pregunta, la mayoría de los clientes no son profesionales del mundo de la imagen, entonces simplemente tenemos que explicar la pose o la acción de otra manera en lugar de decir “ponéos aquí o allí, de esta o aquella manera..”. Mas que crear la situación tenemos que provocarla, en lugar de decir: reiros! Tenemos que provocar la sonrisa.

Editor: Una pregunta inevitable.. ¿con qué equipo trabajas (cámara y lente)? ¿De qué parte de tu equipo no te querrías desprender jamás? ¿Alguna cámara u objetivo que adores en especial?

Jose: Mi equipo actual es Nikon, trabajo con cámaras D700 y objetivos con las máximas aperturas, f/2,8 para los zoom y f/1,4 para las lentes fijas. Utilizamos la mayor parte del reportaje luz natural pero llevamos 3 flashes para disparar fuera de cámara (sin estar montado encima de la cámara, disparándose mediante el sistema remoto del flash o mediante transmisores y receptores por radiofrecuencia).
Actualmente no me desprendería de ninguno de los que tengo, pero antes sí que he probado otros equipos en mis inicios hace relativamente poco y ahora nunca realizaría un reportaje con un objetivo de número f/ superior a 2,8 ó con una cámara réflex que no tuviese sensor FX y alta sensibilidad. Mis objetivos favoritos son el zoom 24-70mm f/2,8 por su versatilidad y el lente fijo de 50mm f/1,4 por su manejabilidad y apertura. Y para los retratos no creo que haya nada mejor que el fijo de 85mm f/1,4.

Editor: Tema retoque.. ¿utilizas Photoshop en tus retratos? ¿Te consideras defensor o detractor del retoque digital?

Jose: Voy a llevar esta pregunta a mi especialidad, el reportaje de boda. No utilizo Photoshop para ninguna de las imágenes que veis en la web o el blog, excepto en muy muy contadas ocasiones, sólo están procesadas en Lightroom o Camera RAW. Donde sí utilizo programas de edición es en la creación del álbum.
En cuanto al retoque, estoy a favor pero siempre y cuando no altere la realidad o el resultado, aunque pueda ser realista, sea excesivo, es decir podemos utilizar el retoque para eliminar cierto defecto temporal o algún fallo en la composición por no habernos dado cuenta por ejemplo al hacer una foto de que detrás había una colilla en el suelo o algo parecido. Pero estoy en contra del retoque exagerado, no me gusta suavizar los tonos de piel en exceso y perder la textura natural de la piel, por ejemplo. Y por supuesto jamás utilizamos para los reportajes que entregaremos al cliente montajes digitales de fotos que no sean tal cual se capturaron, para mí una imágen debe ser bella sin necesidad de adornarla con ningún elemento digital o montaje, por ejemplo si queremos una foto en París hay que ir a París a hacerla, no traer París a la foto y ponerlo en el fondo.

Sellem y Maribel
Sellem y Maribel

Editor: Para terminar ¿querrías compartir con los lectores del Blog del Fotógrafo algún truco tuyo personal?

Jose: Si quiero realizar un retrato de alguien sonriendo, no me limito a decirle que sonría intento hablar de algo o decirles que hagan alguna tontería para que la risa surja espontáneamente.
Quizá el truco más importante y a la vez el más complicado es la preparación y buscar constantemente localizaciones. Creo que lo más efectivo para este trabajo es especializarte en lo que te gusta y ponerle mucha, mucha dedicación y entusiasmo en el trabajo. Lo demás vendrá sólo.

Editor: Muchas gracias por tu colaboración Jose, sin duda se pueden sustraer muchas lecciones de tus experiencias.
Te deseamos mucha suerte y que sigas haciendo felices a muchas parejas en su gran día.

Puedes seguir a Jose Díaz y admirar más trabajos suyos o ponerte en contacto con él a través de los siguientes enlaces:

eBook Fotógrafo Viajero

  1. En ocasiones siento que a los fotógrafos de bodas se les relega un poco, pareciera un trabajo fotográfico un tanto mediocre, realmente una excelente entrevista y un gran trabajo el que realiza José. Saludos desde México y felicidades.

  2. Normalmente, no soy un fan de las fotografias de boda, pero estas me encnataron… una claridad, un juego de luces increible, da gusto ver este dominio de la luz, increible. Me han encantado

  3. Me ha gustado mucho la entrevista. Como amigo y compañero de bodas de Jose Díaz puedo decir que trabajar con él es un regalo. Trata a sus clientes de una manera especial, que aparte de irradiar profesionalidad deja una estela tras de sí de confianza, amabilidad y energía; primordial para trabajar en un día que es tan tan tan especial para las parejas que se celebran su boda.
    Puedo asegurar por propia experiencia que Jose ha evolucionado tal como nos cuenta en su entrevista, y de un salto tan grande en calidad me alegro que se haya dejado atrás aquello que muchos se meten directamente en la mochila en este camino, me refiero a la altanería, al ego engrandecido, a los aires de altura, …, nada de esto va con Jose, y ello es de admirar. Su trato con los clientes, con aquellos que le acompañamos en su travesía, y aquellos que le conocen, sigue siendo el mismo que hace años… humilde, atento y respetuoso, responsable con su trabajo y con aquellos que se acercan a su estudio para dejar en sus manos la responsabilidad de inmortalizar recuerdos, momentos.
    Aparte de esto, siempre es un placer ver a través de la ventana de sus imágenes, momentos tan bellos y vivos captados por su ojo, y plasmados a través de su cámara.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *